La Secretaría de Salud de Michoacán (SSM), a través de la Comisión Estatal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios (Coepris) verificaron los puntos de venta de pescados y mariscos en el mercado de abastos, como parte de las acciones de vigilancia por el inicio de la Cuaresma y el incremento en el consumo de los productos pesqueros.

El titular de la Coepris, Hebert Leal Flores, encabezó la verificación a los puntos de venta de carne congelada y cruda del mercado de abastos, así como a los negocios con venta de alimentos preparados, para prevenir las enfermedades diarréicas e intoxicaciones, así como la presencia del Vibrio Cholerae.

Los negocios fueron revisados y como parte del Operativo de Cuaresma que arrancó hoy en Michoacán también se muestrea el agua y el hielo con el que se conserva el pescado en los puntos de venta, ya que se tienen programadas verificaciones sanitarias a establecimientos ubicados sitios de mayor concentración turística o de elevado consumo de pescado, crustáceos, moluscos bivalvos, productos del mar cocidos y crudos, agua a granel, agua embotellada, hielo en barra y envasado.

Estas verificaciones se realizan de manera aleatoria, y no se ha detectado presencia de vibrio cholerae, ni tampoco salmonella. De ser así el producto debe ser decomisado para evitar el consumo humano y la aparición de posibles enfermedades en la población.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.