Mauricio Kuri, Gobernador de Querétaro, anunció la tarde del jueves 17 de marzo que producto del zafarrancho ocurrido entre barras en el estadio “Corregidora” el 5 de marzo, no solo, no hubo muertos, sino que además ya todos los heridos se han recuperado y regresado a sus hogares tanto en Guadalajara, como Querétaro.

En un mensaje difundido a través de sus redes sociales, el gobernador queretano dijo que “No hubiera tenido el corazón para mentirles, les agradezco a todos los que difundieron información verificada y los invito a no propagar chismes y calumnias”.

Anunció también que este jueves se dio de alta a Esteban, el último de los lesionados hospitalizados en Querétaro luego de la riña campal ocurrida durante el partido de Gallos Blancos contra el Atlas el pasado 5 de marzo.

Esteban Hernández “El Razor”, sufrió un traumatismo craneoencefálico y múltiples lesiones por los golpes que recibió, por lo que se encontraba en un coma inducido, del cual despertó.

Minutos después del mediodía de este jueves, un helicóptero del Sistema de Atención Médica de Urgencias (SAMU) de Jalisco, arribó a las instalaciones del antiguo aeropuerto, para trasladar a Esteban.

Con el apoyo de la policía estatal y la coordinación de Protección Civil, el paciente fue dado de alta y trasladado a su estado, donde recibirá las últimas valoraciones para que pueda regresar a su hogar.

La secretaria de Gobierno de Querétaro, Guadalupe Murguía, informó que “Atendiendo los deseos de su familia, será trasladado a su estado de origen”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.