Luego de la muerte de la Reina Isabel II, el pasado Jueves, el hasta hace un par de días príncipe de Gales, ascendió al trono de manera directa, por la línea de sucesión.

Ante ello, el ahora Rey Carlos III ha sido proclamado formalmente este sábado como nuevo rey de Inglaterra tras una ceremonia celebrada en el palacio de St. James y que ha supuesto la primera vez en la historia en la que la sesión del Consejo de Acceso ha sido televisada.

El organismo cuenta en la actualidad como más de 700 integrantes, si bien sólo han sido convocados alrededor de 200.

Este acto, tuvo lugar un día después de que el Rey Carlos III renovará en su primer discurso a la nación, el compromiso de por vida de su madre, dónde aseguró que cumplirá con sus tareas “Durante el tiempo que Dios me tenga en vida”.

El nuevo rey de Inglaterra, Carlos III, ha subrayado este sábado que es “profundamente consciente” de “los deberes y enormes responsabilidades” que ha heredado tras el fallecimiento de su madre, Isabel II, en su primer discurso después de ser proclamado oficialmente como monarca.

“El reinado de mi madre no tiene parangón en su duración, dedicación y devoción. Incluso mientras estamos de luto debemos dar gracias por su leal vida. Soy profundamente consciente de esta gran herencia y de los deberes y enormes responsabilidades de soberanía que me han sido traspasadas”

Dijo el Rey en su discurso.

También prometió que trabajará para seguir el inspirador ejemplo que se le ha dado a la hora de mantener el gobierno constitucional y buscar la paz, armonía y prosperidad de los pueblos de estas islas, los reinos de la Commonwealth y los territorios de todo el mundo.

Expreso además que ejercerá sus funciones “guiado por el consejo de sus parlamentos electos” y ha trasladado su agradecimiento a su esposa, Camilla Parker Bowles, por su “constante apoyo”.

“A la hora de llevar a cabo la enorme tarea que ha recaído sobre mí, a la que dedicaré lo que me queda de vida, rezo para la guía y ayuda de Dios todopoderoso”,

El discurso ha sido leído minutos después de ser proclamado formalmente como nuevo ley de Inglaterra tras una ceremonia celebrada en el palacio de St. James. El monarca ha estado acompañado por la reina consorte, Camilla Parker Bowles, y el príncipe Guillermo, ahora príncipe de Gales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.